domingo, 12 de diciembre de 2010

Mecanismo de Estabilidad Europea

12.12.2010

Mecanismo de Estabilidad Europea: una cumbre decisiva para el euro

 

Con enmienda del Tratado de la UE, líderes europeos sentarán bases legales para seguir enfrentando la crisis financiera que golpea a Grecia, Irlanda, Portugal y España durante estos 16 y 17 de diciembre en Bruselas.

 

Las expectativas en el euro son inmensas. Y el debate en torno a la asistencia que presta Bruselas a los países en crisis se encendió aún más después que Alemania y Francia enterraron el viernes (10.12.2010) tanto la posibilidad de emitir bonos soberanos conjuntos o eurobonos como una ampliación del fondo de rescate a los países de la zona del euro que atraviesan dificultades.

La canciller germana, Angela Merkel, y el presidente galo, Nicolas Sarkozy, expresaron en la ciudad alemana de Friburgo ese rechazo, pero también su compromiso con el euro, tras el Consejo de Ministros que ambas naciones celebran semestralmente,

Lo que buscarán en concreto los líderes de la UE esta semana será insertar dos incisos en el tratado de la Unión Europea para allanar el camino a la creación del Mecanismo de Estabilidad Europea (MEE), a partir del 2013, como reza el borrador del mismo.

Presionar consolidación de arcas fiscales

El MEE abrirá el camino para que inversionistas del sector privado asuman una pérdida en caso de una reestructuración El euro: duro de conseguir, pero amado por millones. Bildunterschrift: Großansicht des Bildes mit der Bildunterschrift:  El euro: duro de conseguir, pero amado por millones. de deuda soberana, lo que pondría presión del mercado sobre los Gobiernos para que desarrollen políticas fiscales sólidas y eviten otra crisis de deuda soberana.

El MEE entregaría además apoyo financiero a países de la zona euro que sufren de problemas de liquidez, aunque no de solvencia, mediante un fondo que, probablemente, sea mayor que el actual fondo de rescate por 750.000 millones de euros que la zona euro tiene a su disposición.

Pero para crear el MEE, Alemania y Francia insistieron en que la máxima ley de la UE, el tratado, debía ser enmendado para que sus operaciones no sean impugnadas como inconstitucionales por las cortes alemanas.

Ayuda financiera con estrictas condiciones

Por ello es que los líderes del bloque de 27 naciones acordarían enmendar el tratado mediante la adición de las dos líneas siguientes al actual artículo 136: "Los Estados miembros cuya moneda es el euro podrán establecer un mecanismo de estabilidad para salvaguardar la estabilidad del área euro como un todo. La garantía de ayuda financiera bajo el mecanismo estará sujeta a condiciones estrictas". El  MEE se basará en el acuerdo logrado por los ministros de Finanzas de la zona euro el 28 de noviembre.

En Alemania la canciller, Angela Merkel, “insiste en que el mecanismo de ayudas sólo podrá ponerse en marcha en caso de que  afecta a toda la eurozona”. Además de que una medida de este tipo tendría que ser aprobada por todo el pleno.

¿Y quién defiende el bolsillo de los contribuyentes?

En medio de la discusión, bancos e inversionistas alemanes han calculado las cuentas pendientes en los países en crisis llegando a una suma que sobrepasa el medio billón de dólares. El Banco para el Equilibrio de Cuentas (BIZ), con sede en Basilea, Suiza, reporta que en Irlanda, Portugal y España hay personas, empresas e instituciones que le deben a inversionistas alemanes unos 388 mil millones de euros

Por país y deuda con Alemania en dólares y al término del año 2010 el BIZ menciona primero a España con 216,6 mil millones de dólares; Irlanda con 186,4, Grecia con 65,4 y, por último, aunque no menos importante, Portugal con 44,3 mil millones de dólares.

Merkel invita a polacos y checos a la eurozona

Monumento a Johannes Huss, en el casco antiguo de Praga.Bildunterschrift: Großansicht des Bildes mit der Bildunterschrift:  Monumento a Johannes Huss, en el casco antiguo de Praga. Pero a pesar de la alta deuda con Alemania y los actuales problemas con la estabilidad del euro, un diario checo resalta que la canciller alemana, Angela Merkel, les hizo recientemente una propuesta audaz a la República Checa y a Polonia.

Merkel le habría dicho al primer ministro checo, Petr Necas, y al primer ministro de Polonia, Donald Tusk, que acogería con agrado a sus países en la zona euro, como reportó hoy el diario Lidove Noviny, de Praga. Como cualquier país que entró al bloque también la República Checa y Polonia estarían obligados a contribuir a su mecanismo de ayuda. 

Los checos son renuentes a fijar una fecha de entrada al euro, y han dicho que los costos de cambiar a la moneda común son muy altos. En este momento, los checos, como varios miembros que ya integran la zona euro, no cumplen los criterios de entrada fiscal, que exigen un déficit fiscal menor al 3 por ciento del Producto Interno Bruto.

Así que también en el Este europeo se mira con gran expectativa hacia la cumbre de Bruselas de los próximos jueves 16 y  viernes 17 de diciembre.

Autor: José Ospina-Valencia
Editor: Enrique López

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada