martes, 14 de junio de 2011

Decepción en Grecia por baja calificación de la deuda


 

El Eurogrupo acordó, en líneas generales, un segundo paquete de rescate para Atenas, un día después de que la agencia Standard & Poor’s volviera a rebajar la nota de solvencia de Grecia en tres niveles, de B a CCC.

 


Según informó la agencia Standard & Poor's el pasado lunes (13/6/2011), la solvencia de Grecia se rebajó tres niveles, del B al CCC, dejándola levemente por encima de la calificación de impago selectivo (selective default), con lo cual Grecia pasa a tener menos credibilidad crediticia que países como Pakistán, Ecuador o Jamaica.
La agencia señaló que su decisión se fundamenta en que aumenta la posibilidad de que Grecia lleve a cabo una conversión de deuda "suave". Al canjear antiguos préstamos por otros nuevos de mayor plazo de pago, los acreedores deberán esperar más tiempo a que se les devuelva su dinero, lo cual es calificado por Standard & Poor's como falta de cumplimiento de pago.
Con este nuevo rating, a Grecia sólo le faltan cuatro escalones para llegar a la categoría D, la más baja, que equivale a estar en impago y no poder cumplir con los acreedores. Si llegase a ese nivel, el Banco Central Europeo se vería impedido de aceptar bonos públicos griegos como garantía, y eso podría traer consecuencias imprevistas para el todo el sistema bancario europeo.

Decepción en Atenas
Giorgos Papandreou, primer minstro de Grecia.Bildunterschrift: Großansicht des Bildes mit der Bildunterschrift:  Giorgos Papandreou, primer minstro de Grecia.Standard & Poor's calificó la perspectiva a largo plazo para Grecia de negativa. Atenas no estará en condiciones, según la agencia, de proveer dinero a los mercados financieros.
El Gobierno griego se mostró decepcionado por la decisión. Según él, Standard & Poor's no toma en consideración que Grecia ya puso en marcha duras reformas económicas y sigue siendo miembro de la eurozona.

Ministros de la UE deliberan sobre nuevo rescate
La nueva rebaja en la calificación de Grecia, expresión de la desconfianza de los mercados, se produjo en vísperas del encuentro sostenido este martes por los ministros de Finanzas de la Unión Europea.
Para impedir que Grecia cayera en bancarrota, la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional habían acordado conceder en 2010 a Atenas créditos de emergencia por un total de 110 mil millones de euros, a cambio de lo cual el Gobierno griego se comprometió a tomar severas medidas de austeridad.
Ahora se discuten medidas de apoyo adicionales, ya que, evidentemente, Grecia no está en condiciones de devolver ese préstamo tal como se había pactado. El nuevo paquete de rescate podría llegar a un máximo 120 mil millones de euros. Al mismo tiempo, se sometería al Gobierno del primer ministro Giorgios Papandreou a controles más estrictos.

El Parlamento deberá aprobar mayores ajustes
Con plazo hasta fines de junio, el Parlamento griego someterá a votación un nuevo plan de medidas de ajuste con el que intenta obtener 28 mil millones de euros hasta el año 2015. Entre otras, las medidas prevén la privatización de empresas estatales, aumentos fiscales, recortes de salario para funcionarios públicos y reducción de planes sociales. El programa de austeridad es una condición para que Grecia reciba la primera emisión de crédito por 12 mil millones de euros del primer paquete de rescate.
En la reunión de ministros de este martes se trazaron líneas básicas para el próximo encuentro, a realizarse el 20 de junio en Luxemburgo. El 23 y el 24 de junio, los jefes de Estado y de Gobierno se reunirán en Bruselas, y allí se conversará en profundidad acerca de la situación de Grecia.
Se anunciaron más protestas a planes de ahorro en toda Grecia.Bildunterschrift: Se anunciaron más protestas a planes de ahorro en toda Grecia.
Continúan las protestas
La oposición griega reaccionó  entretanto con disgusto a los anuncios de nuevos planes de ahorro por parte del Gobierno de Atenas. Incluso algunos diputados del partido socialista del primer ministro Papandreou criticaron dichas medidas.
Los sindicatos griegos anunciaron una huelga general para este miércoles 15 de junio. Mientras tanto, continúan las protestas contra las duras reformas, y algunos de los ciudadanos que acampan en la Plaza Syntagma o Plaza de la Constitución llamaron a realizar nuevas manifestaciones, que según se estima, también tendrán lugar en otras ciudades griegas.
Autor: Thomas Grimmer/ Cristina Papaleo (afp, dpa, rtr)
Editor: Enrique López Magallón

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada